Nueva América Central

Todo empieza en nuestras mentes

Gobierno de Mendigos

leave a comment »

El de Álvaro Colom deberá ser recordado como el gobierno de los mendigos, y no sólo porque ha creado a cientos de miles de ellos con sus programas sociales, sino porque no hay crisis —accidental o diseñada, real o ficticia— que no haya explotado para ordeñarle dinero a la gente productiva.

Tenemos el caso del “cambio climático.” Aquello que llamaban calentamiento global antes de que los termómetros se rebelaran, ahora se ha convertido en la consigna para chantajear moralmente a los habitantes de los países desarrollados. Sin el beneficio de evidencia científica, a alguien se le ocurrió imputarle cuanta tormenta cae sobre nuestro territorio al cambio climático antropogénico. Aparentemente Guatemala nunca sufrió una inundación o un deslave antes del siglo XX cuando todavía no se quemaban combustibles fósiles. Bajo esta ridícula premisa, el gobierno puede aprovechar el daño causado por cualquier tormenta para hacer reclamos económicos.

A dos años de la tormenta Agatha, el presidente sigue azotando su tacita de latón en la banqueta para que nacionales y extranjeros le den más dinero para “reconstruir”, eufemismo usado para referirse a esos negocios que tanto le gustan a sus sobrinas. Llegó hasta a incluir la erupción del Pacaya en el listado de agravios cometidos por el cambio climático porque, como todos sabemos, hay un vínculo directo entre la actividad volcánica y la concentración de dióxido de carbono en la atmósfera. Si hubiéramos tenido un terremoto, ese también lo habría metido en el rubro de efectos del cambio climático sujetos a compensación. Todo sea por una buena causa.

Cuando salió la noticia de que hace más de medio siglo los gringos inocularon a unos chapines con enfermedades venéreas, Colom dio brincos de alegría con signos de dólar en los ojos. Aquí se le presentaba una última oportunidad para mendigar apelando al sentimiento de culpa de extranjeros. Sólo que hay un pequeño problema: médicos y funcionarios chapines autorizaron y condujeron estos experimentos. Y no cualquier tipo de funcionarios, sino funcionarios de la “Primavera Democrática” que Colom idolatra.

¿Con qué cara va a ir el gobierno de Guatemala a pedir indemnización si él mismo autorizó dichos experimentos? ¿Indemnización de quién? De contribuyentes extranjeros que no tuvieron nada que ver. ¿Indemnización para quién? Víctimas que ya fallecieron. Rafael Espada dice que de los 2,000 afectados solo han encontrado a 6 parientes, pero que no pueden identificarlos por “ética.” A estas alturas, cuando el Dr. Espada empieza a hablar de “ética”, todos deberíamos agarrar nuestras billeteras.

Por cierto, entre 2001 y el 2009 Estados Unidos le regaló a Guatemala 140 millones de dólares a través de USAID. Si yo fuera el presidente Obama, esta sería mi primera respuesta a la mendicidad de Colom.

Colom quiere crear un “Instituto de Ética” enfocado en “ciencia y tecnología” con fondos gringos. Más bien debería llamarlo “Instituto de la Ironía.” Vaya usted a saber en qué podrá ocuparse semejante institución en un país como es el nuestro, líder como es en ciencia y tecnología.

Curiosamente, al editorialista de Prensa Libre le encanta este circo. “Es entendible y aceptable la posición del presidente Colom.” Entendible solo desde una perspectiva antiyanqui y oportunista, como la que exhiben algunos comentaristas deportivos cuando defienden los errores arbitrales que benefician a nuestra selección. No se equivoquen. Ningún país en la historia de la humanidad ha escapado la pobreza gracias a dádivas de otros países. La dignidad nacional es más importante que unos cuantos millones de dólares. Recuerden que es por la percepción de que somos gente dispuesta a vender nuestra dignidad que pensaron en nosotros hace 60 años para hacer estos experimentos. No les demos la razón ahora.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Anuncios

Written by craguilar

diciembre 8, 2011 a 4:29 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: